Formulario de contacto.

Ofrecemos alternativas con productos de calidad para poder elegir una solución a tu medida de Parrillas tambor la mejores

Esta invención Parrillas tambor cobro gran popularidad a trabas de los avos y se lo puede ver en viviendas con poco espacio, balcones de departamentos, casas rodantes. Y hasta en paradores top de las playas argentinas. Ideal para asar carne al aire libre, te contamos de que se trata y su rica historia.

El chulengo no es ni mas ni menos que una parrilla fabricada con un tambor grande de aceite de 200 litros. Que se encuentran facilmente en las estaciones de servicio, lubricantes y talleres mecánicos. A este tambor que esta partido a la mitad, se le instala dentro la parrilla donde se colocara la carne para la cocción y con la otra mitad. Se hace la tapa que lleva una pequeña tobera o chimenea para que respire y largue el humo del asado. Con el tiempo se le han incorporado ruedas para ser transportado, ladrillos refractarios. Mesadas para cortar la carne y otros accesorios que han potenciado las virtudes del chulengo.

El chulengo, un invento patagonico que llego a todos los rincones del paz

Este invento surge hace varias décadas en la Patagonia, donde los obreros del carbón debieron crear un artefacto que les permita disfrutar de buenos asados pero atendiendo a las inclemencias del tiempo. Poderosos vientos o torrentosas tormentas de nieve que lograban derribar las parrillas tradicionales erigidas en el suelo.

Es en la Patagonia donde adquiere el nombre de chulengo porque su aspecto resultaba similar al de la crea del guanaco en su primer año de vida. Nace como respuesta a necesidades concretas de trabajadores que deban adaptarse a unas condiciones climáticas realmente desastrosas y con el tiempo. Fue transformándose en el medio mas seguro para asar la carne. Mas tarde, los trabajadores de los pozos petroleros fueron llevando las parrillas de tambor a sus hogares. Y ase fue difundiéndose una técnica a lo largo y a lo ancho del territorio argentino.

Muchos asadores expertos comentan que el chulengo tiene grandes condiciones para mantener el calor y producto de esto, es que pueden prepararse asados muy rápido. Es por eso que numerosos aficionados se deciden por utilizarlo y luego de probarlos no vuelven a utilizar la parrilla tradicional en sus hogares.